Menu
Autonomía universitaria estimula propuestas de cambio en la sociedad: José Narro en la UAEM

Autonomía universitaria estimula pr…

La autonomía universitari...

Estudiantes michoacanos del TecNM ganan preseas de plata y bronce de robótica en Polonia

Estudiantes michoacanos del TecNM g…

México volvió a destacar ...

Alumnos de la UNAM continúan sus estudios en universidades de 29 países

Alumnos de la UNAM continúan sus es…

A partir de este mes, y c...

Disminución de estrógenos en la menopausia puede generar deterioro cognitivo: IPN

Disminución de estrógenos en la men…

Los estrógenos son hormon...

La Secretaría de Cultura arrancará Programa de Cultura Comunitaria en 720 municipios

La Secretaría de Cultura arrancará …

A partir de ahora, la cul...

Ausentes, espectáculo que da voz a los familiares de jóvenes desaparecidos

Ausentes, espectáculo que da voz a …

Las voces de desesperació...

Publica SEP primera convocatoria 2019 para su servicio educativo Prepa en Línea-SEP

Publica SEP primera convocatoria 20…

El Servicio Nacional de B...

Contribuir a la sociedad, trabajo que se desarrolla desde el aula: Doctorado en Educación de Cetys

Contribuir a la sociedad, trabajo q…

En la vocación de la doce...

Acceso a la cultura, un derecho humano: 3er. Foro interunidades en la UAM

Acceso a la cultura, un derecho hum…

Al inaugurar el 3er. Foro...

Exhorta Rector de la UAS a doctores jóvenes a valorar esfuerzo institucional

Exhorta Rector de la UAS a doctores…

El rector de la Universid...

Prev Next

Reforma y Presupuesto en la Cuarta Transformación Destacado

La actual administración buscará el apoyo del congreso para derogar aspectos de la reforma educativa. La actual administración buscará el apoyo del congreso para derogar aspectos de la reforma educativa. Especial

De nuevo una evocación del gran Vicente Garrido: “Cuántas cosas se pasan en una semana…”. El gobierno de la Cuarta Transformación le ha enmendado la plana. En sólo tres días se sucedieron la Iniciativa Presidencial para reformar los artículos Tercero y 73 de la Carta Magna, así como la presentación del Paquete Económico para 2019, mismo que incluye: los Criterios de Política Económica, la Ley de Ingresos y el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF). La primera tiene como objetivo promover un cambio sustancial en la política educativa del país, al tiempo que abroga la Ley General del Servicio Profesional Docente y la Ley del Instituto Nacional de Evaluación Educativa. El segundo, particularmente en lo que corresponde al PEF, acarrea reducciones,  muy pronunciadas en algunos casos, para los sectores de universidades públicas, ciencia y tecnología así como el de cultura. El PEF debe aprobarse antes del nuevo año, y la Reforma Educativa, posiblemente por las reacciones adversas habidas, se ha dejado ya para su tratamiento durante el primer periodo de sesiones del Congreso de la Unión en febrero próximo. Aunque la enorme mayoría gubernamental en las Cámaras debe aprobar ambos, el panorama no está despejado del todo, aquí se aborda esto.


• Por lo que toca a la Reforma Educativa (como ya se hacía notar en este espacio, Campus 781, “Sísifo en el Anáhuac”) dos contenidos básicos deberán ser derogados por la votación calificada de dos terceras partes del Congreso de la Unión. El primero es el correspondiente al principio de que el ingreso al servicio docente y la promoción sólo “se llevarán a cabo mediante concursos de oposición que garanticen la idoneidad de los conocimientos y capacidades que correspondan”. El segundo, se refiere al Sistema Nacional de Evaluación Educativa, mismo que será coordinado por el INEE, correspondiéndole a éste, además, “evaluar la capacidad, el desempeño y resultados del sistema educativo nacional…”.
• Por lo que se refiere al proyecto del PEF, éste trae muy sensibles reducciones  en aquellos tres sectores, las cuales parecen anticipar jornadas de mucha discusión y cuestionamiento antes de la aprobación formal. En el conjunto de las universidades públicas se da una reducción promedio de 3.4% respecto a lo fijado en este 2018. No obstante la declaración del Presidente Electo, AMLO, ante los rectores y directores agrupados en la Anuies, el 15 de agosto, en el sentido de que los incrementos correspondientes, por lo menos, se asimilarían con la inflación del año (4.7% en el cierre de noviembre). A pesar, también, que el nominado secretario de Hacienda, C. Urzúa, el pasado 20 de noviembre había afirmado que la reducción que supuestamente tendría el sector (producto de una filtración de medios), se trataba sólo de un “errorcito” para lo que entonces era el proyecto en elaboración. Ambas declaraciones sólo hacen ver que tanto la promesa como el ‘errorcito’ no eran tales y que ambos mensajes tuvieron  el cometido de tranquilizar momentáneamente a las casas de estudio.  Las reacciones inmediatas de 16 universidades agrupadas en la Anuies, o de la Rectoría de la UNAM (“sorpresiva e injustificada propuesta de reducir más del 6%” de recursos federales) son indicativas del gran malestar existente en el medio. En ese panorama se salvan muy pocas instituciones, una de ellas, significativa, el Tecnológico Nacional de México que de sus 1,554 millones de este año pasó a 1,979.
A lo anterior se suman los sectores de ciencia y tecnología y cultura.  En el primer caso es importante anotar las siguientes reducciones: a) el Programa de Ciencia, Tecnología e Innovación pasa de los 76.7 miles de millones de pesos a 75 mil; b) el gasto total en ese renglón por parte del gobierno federal (ramo 38) pasa de 56.4 miles a 49.7 (13.6%); c) el Conacyt, por tercer año consecutivo, disminuye su presupuesto de 76.7 mmp a 75.3. Con estas proporciones, la posibilidad de alcanzar el 1% del PIB se desvanece, asumiendo potencialmente la calidad de una quimera. Por lo que toca al sector cultural, la reducción va de los 13.4 mmp de este año a los 12.3 que tendrá el próximo. Las reacciones de los responsables a escala estatal se han empezado a manifestar de manera muy intensa.
• Frente a este panorama se yerguen algunas dudas o dificultades:
• La mayor, correspondiente a la Reforma Educativa, pasa por obtener las dos terceras partes de la votación del Congreso. El antecedente de la Reforma Constitucional correspondiente relativa al desafuero y a la revocación de mandato de funcionarios públicos, incluyendo al Presidente de la República, misma que no alcanzó dicha proporción, podría repetirse. Esto supone la unión férrea de casi toda la oposición, por un lado, o la deserción de algunos miembros de ésta, como suele pasar en muchos parlamentos en el mundo. Ya se verá en febrero que sucede.
• Por lo que corresponde al PEF, está, por un lado, la esperanza de que la Cámara de Diputados haga pequeños pero significativos ajustes que permitan paliar el problema político en los tres sectores del gasto ya mencionado, especialmente el de las universidades públicas. Por otro,  se conocieron algunas declaraciones y trascendidos de que la mayoría gubernamental pretende aprobar todo antes de Navidad, de tal forma que, utilizando la frase puesta de moda por el diputado Mario Delgado, al PEF ‘no se le mueva ni una coma’. Asimismo, la expresión de Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente de la Comisión de Presupuesto, resulta muy significativa: “no nos vamos a mover un solo centímetro, la racionalidad y la austeridad se va a hacer sin gradualismos que generen complicidades” (M. Martínez, Reforma,  18 de diciembre).
El PEF tiene, hay que reconocerlo, aspectos muy positivos. Uno de ellos formidable: el programa de “jóvenes construyendo el futuro”. Pero, como se afirma en el comunicado de la UNAM: ¿porqué lo sorpresivo? y sobre todo ¿lo injustificado?

Carlos Pallán Figueroa

Ex secretario general ejecutivo de la ANUIES

volver arriba