Menu
Difunde la UASLP buenas prácticas de salud

Difunde la UASLP buenas prácticas d…

El Programa Institucional...

Distingue la UABC a Carlos Mario Pallán Figueroa

Distingue la UABC a Carlos Mario Pa…

La Universidad Autónoma d...

Otto Granados Roldán: México no puede darse el lujo de truncar la Reforma Educativa

Otto Granados Roldán: México no pue…

México no puede darse el ...

Egresan especialistas en Ciencias de la salud de la UJAT

Egresan especialistas en Ciencias d…

A ejercer la labor médica...

Amparo Dávila celebra 90 años de vida

Amparo Dávila celebra 90 años de vi…

Amparo Dávila (Pinos, Zac...

Renueva Secretaría de Cultura convenios para fortalecer espacios de fomento a la lectura

Renueva Secretaría de Cultura conve…

Para fortalecer los espac...

Edu-Noticiero 743

Edu-Noticiero 743

INEE coordina aplicación ...

Distinguen a investigadora de la UAEM con la Cátedra “Marcos Moshinsky” 2017

Distinguen a investigadora de la UA…

Investigadora UAEM es rec...

Fortalecer el desarrollo de la sociedad, compromiso de las universidades: ANUIES

Fortalecer el desarrollo de la soci…

El compromiso social de l...

Otorgan cátedras de investigación Marcos Moshinsky a jóvenes académicos de la UNAM

Otorgan cátedras de investigación M…

Siete jóvenes científicos...

Prev Next

El sector educativo en el quinto Informe Destacado

El sector educativo en el quinto Informe

Tradicionalmente, el Informe Presidencial es un amasijo: explicaciones, autoelogios, especulaciones, mensajes… y datos. El quinto no ha sido la excepción, tiene todo eso más dos aspectos distintivos: a) una defensa de algunas de las realizaciones del régimen, especialmente en las llamadas reformas estructurales; b) una agregación de logros y datos que no se corresponden con el último año, se refieren a todo el periodo, asemejándose a lo que otros presidentes se reservaban para el sexto y último. Esto deja la incógnita de si se trata de, simplemente, de una forma de presentación o, de modo diferente, aquella obedece a los bajos índices de aceptación de la figura presidencial y la idea peregrina de que este estilo expositivo (ayudado por la comparación con el anterior u otros sexenios) resalta los logros obtenidos.


En la parte de educación, y como si el sexenio estuviese a punto de expirar, se enuncia como lo más relevante a la Reforma Constitucional que le agregó a la educación que imparte el Estado el calificativo de que debe ser de “calidad”.  A esto se agregan tres de los aspectos destacados de la Reforma Educativa (RE): la creación del Servicio Profesional Docente, el diseño y aprobación del Nuevo Modelo Educativo (NME), así como la llamada Estrategia Nacional de Inglés. Precisamente, en alusión implícita a la RE, pero situándola en el conjunto de las promovidas por el presidente Peña, este formula la apología de todo el conjunto: “…fue notoria la resistencia de algunos grupos porque aún siendo beneficios para la sociedad afectaban intereses particulares, las debilidades institucionales en algunas regiones también representaban un desafío para la plena vigencia del Estado de Derecho”. Consecuente con esto último, al NME lo califica de “verdadera revolución pedagógica”.
En lo que corresponde a cifras y proporciones, el Informe destaca algunas estelares como los siguientes: a) la auditoría a la nómina magisterial (Fone) ha dado como resultado la cancelación de 40 mil plazas y, con ello, un ahorro de cinco mil millones; b) en lo que va del sexenio se han aplicado casi 1.1 millones de evaluaciones a profesores; c) se han establecido 25 mil escuelas de tiempo completo; d) se han otorgado 35 por ciento más becas de posgrado. Otras de menor jerarquía serían: e) 1.7 millones de nueva matrícula escolar en educación media superior y superior, correspondiendo a esta última 640 mil; f) el rezago escolar ha tenido un abatimiento en 1.3 millones; g) las instituciones tecnológicas de educación superior alcanzan ya una matrícula de 800 mil estudiantes, distribuidos en 400 planteles; h) el Sistema Educativo Nacional llega a una matrícula de 36.6 millones de alumnos, sostenidos con 757.3 mil millones de pesos (mmp) provenientes de la Federación; 204.1 mmp, de estados y municipios y 326.8 mmp de financiamiento privado.
Pero también existen aspectos estelares de “no cumplimiento”, no mencionados, pero que aquí se presentan.  Dos son los que llaman la atención. El gran impulso que tendría la educación normal, anunciado en la Reforma Constitucional como un Sistema quedó en sólo una “estrategia”, cuya meta principal del sexenio se circunscribe al “rediseño de siete licenciaturas y 800 cursos de formación inicial”. Con ello, la idea de que las Normales fuesen la simiente de la transformación educativa quedará pendiente.
El segundo aspecto de no cumplimiento (mencionado aquí la semana pasada) es el referente al retraso enorme que tienen las entidades federativas en materia de implantación de la RE. Como se dijo, 17 de ellas no cumplen aún con los mínimos correspondientes. Además, en algunas de las entidades, se continúa “comprando” la tranquilidad social con violaciones a lo previsto en la propia RE (principalmente el otorgamiento de plazas sin concurso). En algunos casos, como Oaxaca, pareciera, inclusive, existir una reversión de lo ganado dos años atrás. El IEEPO ha convenido con la Sección 22 que entre los requisitos para ingreso, promoción y permanencia del personal vuelvan a considerar como “méritos” las actividades sindicales (asistencia a mítines, plantones, tomas de edificios, etc., Reforma,  22 de agosto).
En suma, en materia educativa, el Quinto Informe trae buenas cuentas pero también algunas deficiencias. Lo que atañe a los estados no se le debe cargar a la cabeza del sector, la SEP. Pero ésta no debería permanecer con los ojos cerrados, así se trate de la gobernabilidad. Lo mínimo, a menos de un año de que concluya el sexenio, sería elaborar el libro blanco que refleje también las inconsistencias.

Carlos Pallán Figueroa

Ex secretario general ejecutivo de la ANUIES

volver arriba

Redes y más

Universidades BUAP UAEMEX UV